Estudiantes empató con Huracán y se fue silbado

Fútbol

En un claro partido entre uno que quiso pero no supo cómo y otro que ni siquiera intentó, Estudiantes de La Plata igualó este sábado 0 a 0 ante Huracán en el estadio Ciudad de La Plata, por la novena fecha de la Superliga.

Con un nivel bajísimo por parte de ambos, el local fue el que trató siempre de buscar el arco de enfrente, pero chocó contra sus propias imprecisiones y con el cerco que le planteó el adversario.

El "Globo", por su parte, se limitó a conservar el cero pero mostró un desprecio por la pelota y casi que no atacó, aunque como aspecto positivo tiene que en los últimos tres encuentros, en los que sumó cinco puntos, no recibió goles.

Estudiantes, que ganó uno de los últimos seis encuentros, generó que durante varios tramos del partido sus jugadores fueran silbados y le reclamaran al equipo que "ponga huevos".

En cuanto al análisis en sí, el equipo de Milito tuvo la pelota y casi siempre se colocó en territorio rival, pero mostró una preocupante falta de claridad para generar juego asociado.

De hecho, el jugador más claro que tuvo el partido fue el debutante Darío Sarmiento, un juvenil de apenas 16 años, que ingresó en el complemento por Diego García.

Incluso, salvo algún remate aislado desde lejos, Estudiantes no contó con oportunidades claras para marcar.

Luego de la salida de Juan Pablo Vojvoda, el entrenador interino Néstor Apuzzo se propuso como consigna lograr solidez defensiva y, en ese aspecto, lo ha logrado.

No obstante, la falta mejorar la faceta ofensiva ya que le cuesta mucho llegar al arco rival al punto tal que por momentos ni siquiera apuesta al contragolpe.

Igualmente, en este encuentro pudo haberse quedado con los tres puntos producto de una jugada aislada: un córner a favor que fue cabeceado por el paraguayo Saúl Salcedo y que dio en el palo.